¿Cuántos tipos de préstamos bancarios existen?

//¿Cuántos tipos de préstamos bancarios existen?

¿Cuántos tipos de préstamos bancarios existen?

De entre los diferentes productos que nos pueden ofrecer las sucursales bancarias los préstamos son los más solicitado por el consumidor actual. Sin este tipo de productos sería muy difícil llevar a cabo diferentes actividades. Existen distintos tipos de préstamos bancarios y es importante conocer su naturaleza.

¿Que es un préstamo bancario?

Un préstamo es una suma de dinero prestada del banco para ayudar a ciertos eventos planificados o no planificados. El prestatario debe devolver el préstamo, incluidos los intereses cargados durante un período estipulado.

El usuario pide una cantidad de capital a una entidad financiera, está evaluará su situación y aceptará o no su petición. Una vez aceptada, el consumidor deberá devolver la cantidad en plazos estipulados más comisión.

Es necesario conocer los diferentes tipos de préstamos bancarios

Existen diferentes tipos de préstamos bancarios diseñados para distintas actividades

Es importante destacar que el uso de un préstamo bancario debe de ayudar a solucionar una situación y no agravarla. Por ello, se recomienda máxima responsabilidad y prudencia a la hora de tomar una decisión de este estilo.

Para diferentes situaciones existen distintos tipos de préstamos bancarios, cada uno con sus características especificas. Veamos cuales son y sus especiales características.

Tipos de préstamos bancarios

Existen multitud de causas para solicitar dinero a los bancos. Todas estas causas son de muy diferente naturaleza y existe un tipo de préstamos bancarios para cada una.

En teoría cada préstamo esta diseñado para una actividad más o menos especifica. Así pues los bancos ofrecen los siguientes tipos de préstamos bancarios:

  • Préstamos Personales. Se trata de un tipo de préstamo solicitado para cubrir necesidades de dinero específicas y en un determinado momento. Suelen ser de cantidades pequeñas para resolver asuntos como un viaje, una boda, etc. Cada vez más gente acude a estos tipos de préstamos bancarios para cubrir estas necesidades. Suelen tener plazos de devolución a corto plazo en sintonía con el menor importe prestado.
  • Préstamos al consumo. Estos productos bancarios se suelen utilizar para financiar productos o servicios duraderos. La compra de un coche, un electrodoméstico etc… son préstamos de cantidades más bien bajas a devolver en espacios breves de tiempo. Son, también, productos de gran demanda y utilizados por la sociedad actual.
  • Préstamos de Estudios. Probablemente sea el tipo de préstamos bancarios menos conocidos, en países como Reino  Unido y Estados Unidos son productos muy comunes y que tiene una gran efectividad. como su propio nombre indica, son productos para financiar becas o tasas de estudio y facilitar la formación académica.
  • Préstamos hipotecarios. Se trata de un préstamo garantizado por bienes o bienes inmuebles  denominada hipoteca. A cambio de los fondos recibidos el banco obtiene la promesa de ese comprador de devolver los fondos dentro de un cierto período de tiempo por un determinado costo. La hipoteca es legalmente vinculante y asegura el derecho de tener un reclamo legal contra la casa del prestatario si este no cumple con los términos del contrato hipotecario. Básicamente, el prestatario tiene la propiedad de la vivienda, pero el prestamista es quien la posee hasta que esté completamente cancelada.

Ventajas y desventajas de los préstamos bancarios

Como hemos dichos anteriormente, cada préstamo bancario tiene su propia naturaleza y características. La devolución del pago de los préstamos es uno de los factores que diferencian  entre unos y otros. Por ello es importante conocer que ventajas y desventajas conllevan la solicitud de un préstamo bancario.

Ventajas

Los prestamos bancarios están diseñados para facilitar ciertas actividades financieras, de ahí es posible sacar ciertas ventajas:

  • Flexibilidad. Por lo general, con los préstamos bancarios, solo debes preocuparte por hacer los pagos a plazos regulares a tiempo. Los bancos, generalmente, no supervisan cómo usa un préstamo siempre que realice sus pagos.
  • Rentables. Aunque a primera vista no lo parezca, los préstamos bancarios salen rentables.  En términos de tasas de interés, los préstamos bancarios suelen ser la opción más barata en comparación con otras opciones.
  • Beneficios fiscales. Cuando se utiliza un préstamo bancario por razones comerciales, el interés que paga en el préstamo es un gasto deducible de impuestos.

Desventajas

Pero también hay que cuidarse de las desventajas que se destilan de las propias características de los prestamos bancarios:

  • Estrictos Requisitos: Debido a que muchos préstamos bancarios requieren algún tipo de garantía, las empresas nuevas y existentes sin ningún activo pueden tener dificultades para aprobar sus solicitudes de préstamos. Si estos prestatarios optan por préstamos no garantizados, sufren tasas de interés más altas.
  • Pagos Periódicos. Cualquier tipo de prestamos conlleva pagos periódicos (mensuales). Aquellos que se atrasan en los pagos se enfrentan la posibilidad de que les embarguen sus activos. Incluso si logra realizar pagos atrasados, su banco aún podría informarlo a las oficinas de morosos, una medida que afecta negativamente al puntaje crediticio.
  • Montos de pago irregulares. en el caso de obtener un préstamo bancario con una tasa de interés variable, la tasa cambia según las condiciones del mercado. Esto hace que sea difícil determinar la cantidad exacta de los pagos futuros.

Ante los préstamos bancarios hay que actuar con prudencia y poseer buena información sobre los distintos tipos de préstamos bancarios, para minimizar riesgos.

2019-08-14T09:21:17+00:00 January 31st, 2019|Blog|0 Comentarios

Deja un comentario