¿Qué hipoteca te puedes permitir con tu sueldo?

Cuando se trata de comprar una casa, una de las primeras preguntas que nos hacemos es: «¿Qué hipoteca me puedo permitir con mi sueldo?» La respuesta a esta pregunta es clave, ya que determinará que tipo de vivienda te puedes permitir, y también cómo planificarás el pago de tu hipoteca en los próximos años.

Así que te enseñamos los pasos para calcular qué hipoteca puedes permitirte con tu sueldo.

Una vez que tengas claro qué casa te puedes permitir, selecciona la oferta que mejor se adapte a tus necesidades y posibilidades, y solicita tu hipoteca 100% online.

que casa me puedo permitir

Cómo calcular la hipoteca que te puedes permitir

Para determinar la cantidad máxima que puedes destinar a la cuota mensual de tu hipoteca, se suele utilizar la siguiente fórmula:

Sueldo neto mensual x 0,35 = Cuota máxima de hipoteca

Para que entiendas de donde sale esta fórmula:

  • Los bancos te concederán una hipoteca por un importe que no supere el 80% del valor de la vivienda. Esto significa que tendrás que aportar el 20% restante del precio de compra en concepto de entrada.
  • Por lo que, la cuota mensual de tu hipoteca no debería superar el 35% de tus ingresos netos mensuales. Esta regla se conoce como el Ratio de Deuda a Ingresos (DTI).

Un ejemplo rápido para que sepas cuánto puedes permitirte pagar por una casa:


Si tu sueldo neto mensual es de 2.000 €, la cuota máxima de hipoteca que podrías asumir sería:

2000 x 0,35 = 700 €.

Si el precio de la vivienda que te interesa es de 200.000 euros, el máximo que podrías pedir prestado sería de 160.000 euros (el 80% de 200.000 euros).

Esto significa que tendrías que aportar 40.000 euros de tu propio bolsillo en concepto de entrada (200.000 euros – 160.000 euros).


Como ves, no es tan complicado como saber que hipoteca te puedes permitir. Aunque si lo prefieres, puedes ahorrarte estos cálculos y realizar una simulación rápida en cualquiera de estas 3 hipotecas baratas.

banco sabadell

Fija, Variable o Mixta

  • Plazo de 1 – 35 años
  • Banco
  • Beneficios exclusivos
  • Tarjetas asociadas
evo logo

Calcula tu presupuesto

  • Plazo de 1 – 30 años
  • Banco
  • Bonificaciones por años
  • Sin comisiones
iahorro logo

Mejora tu hipoteca actual

  • Plazo de 1 – 30 años
  • Plataforma intermediaria
  • Asesoría personalizada
  • Negocia por ti
que casa me puedo permitir según mi sueldo

Ejemplos de qué casas te puedes comprar en función de tu sueldo

Una vez que hayas calculado qué casa te puedes permitir comprar, es útil tener una idea de qué tipo de casa te puedes permitir comprar según tu sueldo.

Sueldo neto mensualViviendaHipotecaCuota mensual
1.500 €60.000 €42.000 €350 €
2.000 €80.000 €56.000 €470 €
2.500 €100.000 €70.000 €580 €

Recuerda que estos son solo ejemplos orientativos. El precio real de la vivienda que te concederá el banco dependerá de tu situación financiera particular, incluyendo:

  • Años de trabajo: Cuantos más años lleves trabajando, mayor estabilidad laboral demostrarás y, por lo tanto, mayores posibilidades tendrás de obtener una hipoteca.
  • Historial crediticio: Un buen historial crediticio, sin morosidad ni impagos, es fundamental para que el banco te conceda una hipoteca con buenas condiciones.
  • Ahorros: Disponer de un buen ahorro inicial te permitirá solicitar una hipoteca con un menor importe y, por lo tanto, pagar una cuota mensual más baja. Sin embargo, puedes pedir hipotecas sin ahorros.
  • Gastos fijos: El banco tendrá en cuenta tus gastos fijos mensuales, como el alquiler, las facturas o los préstamos personales, para determinar la cantidad que puedes destinar a la hipoteca.

La importancia de saber qué hipoteca me puedo permitir

Ahora que has aprendido a como saber que hipoteca me puedo permitir, es importante realizar un análisis financiero y estudiar de forma objetiva nuestra situación personal y económica, tanto presente como futura.

calcular qué hipoteca me puedo permitir

Aunque el importe máximo de hipoteca que podemos pedir realmente lo determina la entidad bancaria en función de un análisis de riesgo, hacer nuestro propio análisis es conveniente para establecer qué cantidad, plazo y cuotas se adaptan mejor a nuestra situación particular.

Saber qué hipoteca te puedes permitir te ayudará a:

  • Establecer un presupuesto realista: No te endeudes más de lo que puedes pagar.
  • Evitar problemas financieros en el futuro: Si no puedes pagar las cuotas de la hipoteca, podrías perder tu vivienda.
  • Negociar mejores condiciones con el banco: Si sabes cuánto puedes pagar, estarás en una mejor posición para negociar con el banco un tipo de interés más bajo y otras condiciones ventajosas.

Cuánto necesitas tener ahorrado en función de la hipoteca

Se recomienda tener ahorrado como mínimo el 20% del valor de la vivienda que quieres comprar. Esto te permitirá solicitar una hipoteca con un menor importe y, por lo tanto, pagar una cuota mensual más baja.

me conviene un préstamo

Existen algunas hipotecas que te pueden financiar el 100% del valor de la vivienda. Sin embargo, estas hipotecas suelen tener un tipo de interés más alto y unas condiciones más restrictivas. Con las ayudas para pagar la hipoteca podrás acceder a ellas.

Además, debes recordar que existen otros gastos asociados a las hipotecas, como lo son los gastos de:

  • Notaría.
  • Gestoría.
  • Registro.
  • Impuestos.
  • Comisión de apertura.

Estos gastos se reparten entre el banco y el cliente, por lo que se recomienda tener ahorrado un 10% adicional para hacerles frente.

Consejos para conseguir mejores condiciones para tu hipoteca

Para obtener las mejores condiciones en tu hipoteca, es recomendable que sigas estos consejos:

  • Compara ofertas de diferentes bancos: No te conformes con la primera oferta que te hagan. Compara las ofertas de diferentes bancos para conseguir las mejores condiciones posibles.
  • Tipo de interés: El tipo de interés de la hipoteca influirá directamente en la cuota mensual que tendrás que pagar.
  • Plazo de la hipoteca: El plazo de la hipoteca es el tiempo que tienes para pagar el préstamo. A mayor plazo, menor será la cuota mensual, pero mayor el total de intereses que pagarás.
  • Comisiones: Las hipotecas suelen tener asociadas diversas comisiones, como la comisión de apertura, la comisión de estudio o la comisión de cancelación.
  • Negocia con el banco: No tengas miedo de negociar
  • Pide un certificado de ingresos: Este documento te ayudará a demostrar al banco tu capacidad para pagar la cuota de la hipoteca.
  • Contrata un seguro de vida: Un seguro de vida puede ayudarte a conseguir un mejor tipo de interés en tu hipoteca.
  • Aporta un aval: Si tienes un avalista con buena solvencia económica, podrás conseguir mejores condiciones en tu hipoteca.
  • Vincula productos a la hipoteca: Algunos bancos ofrecen mejores tipos de interés a cambio de vincular otros productos a la hipoteca, como una cuenta corriente o un seguro.

Si no tienes tiempo, puedes confiar en el trabajo de un broker hipotecario para conseguir las mejores condiciones en tu hipoteca.

que casa me puedo permitir

Cuándo es mejor amortizar la hipoteca

El otro factor que influye en el importe máximo de hipoteca que te puedes permitir es el plazo de amortización. Como regla general, mientras mayor sea el plazo, menor será la cuota y viceversa. No obstante, hay que tener en cuenta lo siguiente:

  • A mayor plazo, mayores son los intereses: los intereses de un préstamo se calculan sobre el capital pendiente por pagar en cada cuota. Como resultado, mientras más alargues el plazo de devolución, mayores serán los intereses totales, aunque la cuota sea menor. Este es solo uno de los muchos trucos para que te concedan la hipoteca.
  • Se pagan más intereses que capital durante las primeras cuotas: para calcular las cuotas de una hipoteca se utiliza el sistema de amortización francés. Por esa razón los primeros años se abonan más intereses y menos capital, mientras que al final del préstamo se abona más capital y menos intereses.
  • Cuanto mayor es el plazo, mayor es la incertidumbre: determinar cuál será tu situación personal y laboral en el futuro no es nada sencillo. Si bien puedes hacerte una idea de cómo irán las cosas en los siguientes 5 o 10 años, no puedes saberlo con exactitud. Además, mientras mayor es ese plazo, mayor es la incertidumbre sobre lo que pueda ocurrir. Sin embargo, esto no significa que no puedas pedir una hipoteca a 25 años, por ejemplo, simplemente es un factor a considerar.

Otros puntos que influyen a la hora de saber qué hipoteca te puedes permitir

Además del sueldo y los ahorros, hay otros factores que pueden influir en qué piso te puedes permitir:

Tu situación laboral:

  • Tipo de contrato: Los contratos indefinidos suelen ser más valorados por los bancos que los contratos temporales o por cuenta propia.
  • Antigüedad en la empresa: Cuanto más tiempo lleves trabajando en la misma empresa, mejor será tu estabilidad laboral y, por tanto, mayor la confianza que te dará el banco.
  • Ingresos: Tus ingresos netos mensuales son un factor clave para determinar la cuota que puedes pagar.
  • Otros ingresos: Los bancos también pueden tener en cuenta otros ingresos, como las pensiones alimenticias o los ingresos por alquileres.

Tus deudas:

  • Préstamos personales: Si tienes otros préstamos, el banco tendrá en cuenta la cuota mensual de estos préstamos para calcular la cantidad que te puede prestar para la hipoteca.
  • Tarjetas de crédito: Las deudas de las tarjetas de crédito también pueden tener un impacto negativo en tu capacidad para obtener una hipoteca.
  • Morosidad: Si tienes antecedentes de morosidad, el banco te verá como un cliente de mayor riesgo y es posible que te deniegue la hipoteca o dificulte los requisitos de la hipoteca.

Tus gastos:

  • Alquiler: Si estás pagando un alquiler, el banco tendrá en cuenta este gasto para calcular la cantidad que puedes destinar a la cuota de la hipoteca.
  • Gastos fijos: Otros gastos fijos, como los recibos de luz, agua e internet, también serán tenidos en cuenta por el banco.
  • Mantenimiento de la vivienda: El banco también puede preguntarte sobre los gastos de mantenimiento de la vivienda que estás pensando comprar.

Tu situación personal:

  • Edad: En general, los bancos son más reacios a conceder hipotecas a personas que se acercan a la edad de jubilación.
  • Estado civil: Las personas casadas o con pareja suelen tener más facilidad para obtener una hipoteca que las personas solteras.
  • Hijos: Si tienes hijos, el banco puede tener en cuenta los gastos adicionales que esto supone para calcular la cantidad que puedes pagar.

Y también, es importante que conozcas cuánto tarda el banco en conceder la hipoteca para que te planifiques adecuadamente.

4.3/5 - (11 votos)
Comentarios (0)
Deja tu comentario

Autorizo el tratamiento de mis datos para publicar comentario.

  • Información básica acerca de la protección de datos
  • Responsable: Finelf.com sp. z o.o.
  • Finalidad: Publicación del comentario.
  • Legitimación: Consentimiento.
  • Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Más información: Puedes ampliar información acerca de la protección de datos en el siguiente enlace: política de privacidad.